KIWIATLANTICO-FYH-VERDESDEENVIDIA
Nacional

La cesta de la compra ‘gay’ es más cara

El consumidor LGTBI (gay y lesbianas) gasta más dinero en su cesta de la compra que el heterosexual, ya que su culto al cuerpo y a la estética es superior.

El consumidor tipo LGTBI tiende a gastar más en su cesta de la compra y es más sibarita que el heterosexual, ya que incluye hasta un 40 % más de productos «premium», según datos de la consultora Nielsen divulgados ayer.

La radiografía de este tipo de cliente -difundida con motivo de las fiestas del Orgullo que se celebran estos días en Madrid- apunta a que también está más abierto a incluir en su cesta las novedades que aparecen en el lineal (un 16 % más que la media) y se suma a la compra por Internet con mayor facilidad (un 11 % más).

De acuerdo con la consultora, los hábitos de consumo de este público reflejan una mezcla de indulgencia, carácter deportista y estilo de vida activo, y en sus compras son más habituales productos como las bebidas alcohólicas de alta graduación, las isotónicas y las energéticas.

También muestran «una mayor propensión al culto al cuerpo y cierta tendencia a ponerse a dieta» por criterios tanto de salud como estéticos, por lo que el consumo de frutas y hortalizas también es alto.

Desde Nielsen España, su directora general, Patricia Daimiel, ha subrayado que el consumidor LGTBI -que engloba a lesbianas, gays, bisexuales, personas trasgénero e intersexuales- «vive una realidad social algo diferente del heterosexual y en su día a día está expuesto a más discriminación, algo que las marcas deben tener en cuenta a la hora de acercarse y conocer sus demandas y necesidades»