sakata-magia
Frutas

Agricultores palmeros reclaman a Sánchez urgencia en las ayudas

Agricultores palmeros han expresado este viernes al presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, la urgencia de las ayudas que precisan el sector tras la erupción volcánica de Cumbre Vieja.

Sánchez, que hoy ha viajado a la isla, se ha reunido con representantes de la Asociación de Productores de Plátanos de Canarias (Asprocan), cuyo presidente, Domingo Martín, ha informado que ha puesto al corriente al presidente del Gobierno de las necesidades de los agricultores palmeros.

Martín ha aludido a la urgencia con la que se esperan las compensaciones por afectación a los cultivos, no solo los sepultados por las coladas de lava, sino también por la fruta dañada y las pérdidas ocasionadas en la calidad por la falta de riego en la zona del Valle de Aridane.

La erupción volcánica ha arrasado más de 283 hectáreas de cultivo, de las que 158 estaban destinadas al cultivo del plátano según datos de la Consejería de Agricultura del Gobierno de Canarias.

Asprocan espera, según su presidente, que se recupere toda la superficie perdida con «un ambicioso plan», que no ha concretado, por parte del Estado.

Además, en la reunión se ha propuesto el aumento en las ayudas al transporte para que lleguen al 100 por cien, aumento con el que, afirma Martín, se pretende solventar los sobrecostes producidos por la afección a las carreteras que ha provocado la erupción del volcán de Cumbre Vieja.

Domingo Martín ha destacado la intención de terminar el enfrentamiento que mantiene abierto durante más de año y medio con el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca por la reforma de la Ley de Cadena Alimentaria.

Al respecto ha comentado que confía en que durante la tramitación parlamentaria se acepten las enmiendas planteadas en el Senado «y se incluyan lo más pronto posible”.

Estas enmiendas consisten en la excepción del plátano canario a la norma que prohíbe la venta de productos agroganaderos por debajo de los costes de producción.

Según Asprocan, es necesario mantener la cuota de mercado aún en los meses del año en los que el precio de venta es menor a lo establecido por la ley.