Nacional

Iniciado trámite para ayudar a agricultores contra el fuego bacteriano

La Junta de Castilla y León acaba de iniciar los trámites para ofrecer ayudas por importe de 120.000 euros, 15.000 euros como máximo por agricultor, para combatir una de las principales amenazas de los árboles frutales de la Comunidad, el denominado ‘fuego bacteriano’.

natural-tropic

La Consejería de Agricultura y Ganadería ha publicado la orden por la que se establecen las bases reguladoras para la concesión de las ayudas destinadas al saneamiento de plantaciones comerciales de frutales de pepita afectadas por esta bacteria, que tras los análisis realizados durante los últimos años se encuentra principalmente en el tronco de los árboles, por lo que es necesario su arranque para evitar la propagación.

Las ayudas aún no están convocadas, pero los productores de manzana, pera y membrillo de la Comunidad, con extensas zonas en El Bierzo (León), en el Valle de las Caderechas (Burgos) y El Burgo de Osma (Soria), pueden preparar la documentación que les exigirá la Junta para acceder a ellas.

La reposición de los árboles, que es lo que subvenciona la Junta, podrá hacerse con la misma especie que se arrancó o con otras especies o variedades menos susceptibles al ataque de la bacteria y podrá hacerse en la misma parcela o en otra de la misma explotación.

Los beneficiarios deberán cumplir con los requisitos de ser agricultor activo, estar inscrito en el Registro de Explotaciones Agrarias de Castilla y León y haber entregado su producción a un operador frutícola, entre otros criterios.

La cuantía máxima de la ayuda será hasta el cuarenta por ciento de la inversión subvencionable, aunque con el límite del coste máximo de la planta por árbol repuesto que se fije en cada convocatoria, aún por determinar.

Este porcentaje será incrementado hasta el 45 por ciento para los solicitantes que acrediten ser agricultores jóvenes y hasta el 50 por ciento si la zona donde se ubica la explotación está considerada como desfavorecida.